Y tú, ¿todavía no la conoces?

Y tú, ¿todavía no la conoces?

dieta saludable con acuicultura de españa

Según nuestro estudio realizado en 2019 sobre el conocimiento de la Acuicultura, solo el 1,9% de la población en España tenía en mente el concepto “acuicultura” al pensar en formas de obtención del pescado.

Si estás leyendo este artículo, quizás estés siguiendo de cerca nuestro proyecto Acuicultura de España. Puede que hayas llegado a nuestro blog por tu interés en esta técnica de producción, ¡o por casualidad! En cualquier caso, nuestra intención es la de seguir reduciendo ese porcentaje, acercando la acuicultura española, sus valores y su compromiso con la sostenibilidad y la alimentación saludable a más gente como tú.

Por ello, hoy no solo compartimos datos sobre acuicultura, sino el lanzamiento de una campaña muy especial para nosotros. ¿Nos acompañas?

La acuicultura es buena para ti y para el planeta

En primer lugar, antes de compartir contigo algunos datos sobre la acuicultura y su desarrollo en nuestro país, te presentamos esa campaña tan especial de la que hablábamos hace un momento.

Con el lanzamiento de este video y dando voz al agua de esos mares, ríos y océanos que la acuicultura trata de proteger, daremos un paso más en este camino para dar a conocer su existencia y ventajas.  Y es que, tras el nacimiento del proyecto en 2020, trabajamos día a día para difundir el compromiso de Acuicultura de España con la sociedad y con el medio ambiente.

Ante un futuro en el que el pescado representará la cuarta parte de la proteína necesaria para alimentar al mundo, solo la acuicultura podrá sostener ese crecimiento.

 Estamos seguros de que mucha gente en tu entorno consume pescado de acuicultura sin saberlo. Sin saber cuáles son sus beneficios, tanto para ellos como para el planeta.

¿Nos ayudas a difundirlo? ¡Súmate a la #RevoluciónAzul!

Acuicultura, una gran desconocida

Por si acaso, empecemos definiendo este término una vez más: La acuicultura es la producción en el agua de animales y plantas mediante técnicas encaminadas a hacer un uso más eficiente de los recursos naturales. Esto es, el cultivo sostenible de mares, ríos y océanos para obtener alimentos de alta calidad respetando nuestro entorno. 

Puede que, por desconocimiento previo de la acuicultura, creas que es algo nuevo. ¡Nada más lejos de la realidad! La historia de la acuicultura en nuestro país se remonta a los romanos, como podrás comprobar si alguna vez aprovechas para bañarte en las piscifactorías romanas que aún se conservan en Calpe, Jávea y El Campello. Sin embargo, fue a partir de los años 60 y 70 cuando la acuicultura, tal y como hoy la conocemos, empezó a desarrollarse en nuestro país con gran expectación debido a la progresiva disminución de la actividad extractiva por la reducción de las posibilidades de pesca. Desde entonces, el crecimiento de la acuicultura en España ha sido más que notable. Lo que empezó siendo una actividad minoritaria ligada a pequeñas empresas familiares, según el último informe de APROMAR, superó las 342.000 toneladas en 2019.

La acuicultura no solo trata de complementar la actividad pesquera, sino que se presenta como una alternativa sostenible de cara a la demanda alimentaria de pescado fresco, sabroso y de calidad en el futuro. Una alternativa sostenible para que el cultivo de pescados y algas ayude a proteger mares, ríos y océanos, sin que miles de familias de tradición pesquera se arriesguen a la pérdida de su fuente de ingresos.

acuicultura de españa en el mar
acuicultor de acuicultura dando de comer a peces

La Acuicultura española y su papel social económico

¿Sabías que España es el país con mayor cosecha de acuicultura (23% del total) de la Unión Europea? Además, es el tercer productor de pescado en general dentro de la UE y el cuarto en cuanto al valor de producción (501 millones de euros en primera venta en 2019). Datos suficientemente llamativos como para que sepamos un poquito más sobre acuicultura y sobre lo que supone esta actividad en nuestro país, ¿verdad?

Desde el marinero que ha dedicado toda su vida al mar, a la bióloga que cuida del bienestar de cada especie, hay más de 40.000 empleos relacionados directa e indirectamente con la acuicultura en nuestro país.

Como consumidor consciente, debes valorar estos datos a la hora de decantarte por el consumo de pescado procedente de la acuicultura española. Por un lado, estás optando por la seguridad alimentaria, la frescura y el sabor del pescado procedente de acuicultura nacional. Además, estás teniendo en cuenta la sostenibilidad de este método de cultivo de cara a un futuro en el que la demanda de pescado seguirá creciendo y solo podrá sostenerse con el desarrollo de la acuicultura. Pero no olvides que, comprando productos de Acuicultura de España estás apoyando el arraigo en poblaciones rurales costeras y fluviales, generando riqueza y empleo en tu entorno.

Otros artículos que te pueden interesar