Un viaje por la acuicultura: su significado e importancia

Un viaje por la acuicultura: su significado e importancia

¿Te has preguntado alguna vez por la procedencia de la dorada que comes en la cena o de la trucha que tanto te gusta acompañar con jamón? Tras estos deliciosos y apetitosos platos de pescado, se esconde el término acuicultura. Esta palabra de origen latino es el resultado de la fusión de los términos: “agua” y “cultivo”. Como su propio significado indica, la acuicultura es la actividad que se dedica a la cría de organismos acuáticos como peces, moluscos, crustáceos y algas.

Según la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación), el principal objetivo de esta disciplina es llenar nuestras mesas y las de generaciones futuras de ricos alimentos como el lenguado, o la corvina. Acuicultores, ingenieros y biólogos, entre otros, trabajan día tras día para saciar nuestros exigentes estómagos con estas delicias. El proceso que se extiende desde las técnicas de crianza de pescado hasta la cena de nuestros hogares es, para muchos, un mundo por descubrir.

Olas del mar

¿Nos acompañas en este viaje por los entresijos de la acuicultura de España?

La acuicultura

¿Qué es la acuicultura?

Una vez ha despertado tu curiosidad sobre la acuicultura y la importancia que tiene el pescado para nuestra dieta, llega el momento de adentrarnos de lleno en esta interesante actividad. El término acuicultura va más allá de la reproducción de especies acuáticas. Esta disciplina también engloba su crecimiento y posterior comercialización.

Cuando piensas en la acuicultura, ¿qué especies de pescado son las primeras que te vienen a la mente? Sin saber cuál ha sido la respuesta a esta pregunta, podemos asegurarte que son muchas más de las que imaginas. Este método de crianza de peces es un sector en continuo crecimiento, innovación e investigación. Esto permite mejorar continuamente las técnicas de crianza y diversificar las especies de pescado criadas en España.

Además de la trucha, el esturión, la lubina, la dorada o el rodaballo, la anguila, la corvina y el lenguado son también especies de pescado propias de la acuicultura en España. Sin olvidar el cultivo de mejillones y de algas. Éstas últimas son esenciales en el sector de la cosmética, los biocombustibles, la alimentación animal y los fertilizantes agrícolas.

Interesante, ¿verdad? Pues el viaje no ha hecho más que empezar. Saber qué es la acuicultura es solo el primer paso para empezar a entender este fascinante universo subacuático.

Tipos de acuicultura

La travesía continúa. El siguiente puerto de este viaje son los tipos de acuicultura que existen. La diferenciación más básica respecto a los diferentes modelos de acuicultura es el tipo de agua en el que se desarrolla la cría. Navegar por los entresijos de la acuicultura en España significa hacerlo tanto por aguas dulces como saladas.

La acuicultura de agua salada se conoce con el término “marina”. Gracias a ella, podemos disfrutar de la calidad y el sabor de especies de pescado como la lubina, la corvina y la almeja. Sin olvidarnos del mejillón, la especie con sello español más producida en nuestro país. Si ponemos el foco en los datos, vemos que en 2019 se produjeron más de 323.400 toneladas de especies criadas en agua salada.

Dada la importancia de la acuicultura marina en España, vamos a hacer una pequeña parada en nuestro viaje. Para entender mejor esta tipología de crianza, debemos fijarnos en el tipo de instalaciones en las que se desarrolla. Destacan los viveros flotantes localizados en el mar, los establecimientos de agua salada instalados en tierra firme y los esteros situados en antiguas salinas.

Si, por el contrario, eres más de preparar recetas con pescados como la trucha o esturión, entonces te interesará saber que, en el caso de las especies de agua dulce, estamos hablando de la acuicultura continental. La crianza de estas especies de pescado se desarrolla en establecimientos situados en los márgenes de los ríos.

El viaje continúa. Ahora que ya conoces los tipos de acuicultura, es el momento de hablar de su importancia. ¡Prepárate porque fondeamos la embarcación!

Peces acuicultura
Mapa acuicultura España

La importancia de la acuicultura en España

En este viaje de descubrimiento, nos encontraremos con una grata sorpresa. ¡Somos el país de la Unión Europea con mayor cosecha de acuicultura! En concreto, gracias a nuestros acuicultores, durante 2019 cosechamos casi 350.000 toneladas de especies acuícolas mediante esta técnica.

Este magnífico dato sobre la acuicultura es una gran noticia para las economías de zonas costeras que viven del pescado como la Comunidad Valenciana, Andalucía, Murcia o las Islas Canarias. Sin olvidarnos de Galicia. La terriña es la mayor productora de moluscos de Europa y de rodaballo a nivel mundial. ¡Otro dato para celebrar!

Más allá del beneficio económico de esta actividad, existe el beneficio social. Este compromiso social es la turbina que mueve al desarrollo y los avances en acuicultura. Las previsiones en el aumento de población global para 2050 nos obliga a adaptar nuestros sistemas de producción de alimentos para poder abastecer a todo el mundo. ¡Incluido el pescado! La acuicultura se presenta como una de las soluciones a esta problemática.

No hay duda de que el desarrollo de la acuicultura va por buen camino. Entre todos debemos seguir trabajando por la alimentación del hoy, pero también por la del mañana.

Después de esta gran dosis de energía y optimismo, las buenas noticias continúan. ¡El viaje todavía no ha terminado, todavía nos queda camino por recorrer juntos! El siguiente puerto también viene cargado de ilusión y esperanza.

Los beneficios de la acuicultura

Si una cosa ha quedado clara a lo largo de este interesante recorrido es que la acuicultura tiene grandes ventajas. Ventajas para el presente y, lo que es más importante, también para el futuro.

No cabe duda del gran beneficio gastronómico y vitamínico que tiene el consumo de pescado procedente de la acuicultura en España. ¡Nada como un buen plato de mejillones o una buena dorada a la sal para comprobarlo!

Además, al tratarse de especies de pescado cuya cría está controlada, puede hacerse un seguimiento completo de la procedencia de cada ejemplar. Esto nos permite conocer cómo ha sido la alimentación de dicho pescado. ¡Una apreciación necesaria a la hora de evitar parásitos como el anisakis! Y es que, el pescado procedente de la Acuicultura de España está sometido a los más altos controles de calidad.

Al fondo, ya se vislumbra la orilla, ¡aprovechemos el final de la travesía para seguir sumando motivos de celebración! Hablemos ahora de generación de empleo en la acuicultura. Son 40.000 las personas que en 2019 ocuparon un puesto de trabajo asociado con la acuicultura en España.

Ahora, sí. Hemos llegado a buen puerto tras un recorrido fascinante por las profundidades de la acuicultura de España y la cría de especies acuáticas. Esperamos que os haya servido para abrir miras a un nuevo mundo porque, como dijo el novelista Henry Miller, “nuestro destino nunca es un lugar, sino una nueva forma de ver las cosas”.

Cocinero cocinando pescado
x